Escuela de Ajedrez

ESCUELA DE AJEDREZ

Todos los lunes  y los miércoles de 17:30 a 18:30 se desarrolla en el CEIP Azahares el Proyecto «Ajedrez en los colegios» por parte de la Escuela Sevillana de Ajedrez.

El objetivo de este Proyecto es la educación y formación integral propia y de personas de todas las edades y condición a través del Ajedrez, sin discriminación de ningún tipo.

Realizamos eventos de Ajedrez de todo tipo y colaboramos con otras entidades públicas, asociaciones, empresas, clubes y federaciones, personas en general en la difusión y promoción de nuestro Deporte, generando además un sustento o un complemento para nuestros Profesores y Colaboradores.

Nuestra Visión

Conseguir que tanto los niños y niñas de la provincia de Sevilla, como sus padres, conozcan los beneficios del Ajedrez y que tengan la posibilidad de aprovecharlos, en sus estudios y en la vida, al mismo tiempo que se desarrollan en el juego.

 

Nuestra Misión

Nuestra misión es crear una Escuela de Ajedrez, flexible y adaptable a cualquier tipo de Centro Educativo, que permita el aprendizaje del Ajedrez a todos los niños y niñas de la provincia de Sevilla, y facilitar su práctica mediante torneos y eventos de iniciación ajedrecística.

 

Nuestro Propósito Objetivo

Estar presente en todos los Centros Docentes de la provincia de Sevilla, madurando, enriqueciendo y expandiendo nuestro método de enseñanza, generando un espacio de aprendizaje para pensar creativamente y aportando nuevas variantes ganadoras en el Ajedrez y en la vida.

 

¿Qué fomentamos en nuestra Escuela?

  • El descubrimiento por parte de los niños de sus habilidades intelectuales, potenciando cualidades mentales como la atención y concentración.
  • Permitirles una madurez de intercambios sociales, al ayudarles a participar de un Deporte que no los limita para compartirlo con otras personas, sin limitación de edad, raza, sexo, nación o condición social.
  • Que los niños aprendan a transferir las habilidades adquiridas en el juego a todos los aspectos de la vida.
  • Que, por comprender su propio valor medible en el deporte, logren el fortalecimiento de su voluntad y la valiosa autoconfianza que propicia el superar dificultades en todas sus actividades
  • La adquisición de hábitos de solidaridad y tolerancia en las relaciones con sus compañeros y oponentes, superando inhibiciones y prejuicios, valorando críticamente las diferencias de tipo social y rechazando cualquier tipo de discriminación.